Monday, Feb 19, 2018
HomeMúsicaReportaje a DJ Banana

Reportaje a DJ Banana

Aproximándose ya a las dos décadas en el mundo de los DJs, Elvis Santos ¨DJ Banana¨, sigue brillando en el competitivo mundo de los pinchadiscos en Suiza.

Primero fue con los CDs –quizás antes con los cassettes o los discos de vinilo-, y ahora de lleno en la digitalización musical; pero siempre en el ambiente latino-caribeño con esa originalidad, simpatía y sencillez que le caracteriza. Elvis Santos b es natural de República Dominicana. Se ha ganado a pulso, tesón y constante renovación musical, un primerísimo lugar en el difícil ámbito de los DJs; y no solamente en Zürich, ciudad donde reside, sino también, en otras ciudades de Italia, Alemania o España.
Allí ha sido la antesala musical de sonadísimos conciertos de los más grandes grupos y solistas de la música latina-caribeña durante sus giras europeas. Tal como se ha ganado el respeto y aprecio entre sus colegas, gerentes de innumerables discotecas y/o empresarios del mundo del espectáculo musical, ha conseguido también el cariño y reconocimiento de muchos latinoamericanos. Partiendo de ello, y desde luego por la directa estima que le profesamos desde hace muchos años atrás, le hemos elegido como el Embajador de Chévere en el mundo del espectáculo en toda Suiza y en otras ciudades europeas. Para que tengan un poquito más de cercanía hacia nuestro Embajador musical, DJ Banana gentilmente nos ha concedido una corta, pero significativa entrevista. Has logrado permanecer más de 20 años frente a las consolas musicales y fuiste uno de los primeros DJs latinoamericanos que dio vida al mundo latino en Suiza.

¿Cómo valoras esta etapa?
Sí, un poco más de veinte años en diferentes ocasiones, con diversos públicos y con diferentes maneras, también, de hacer música. Figúrate que los primeros años que me puse al frente de un aparato fue con discos de larga duración, LPs, y ya hoy en día todo está en digitalización. Pero siempre ahí, dando marcha y ambiente al mundo latino. Es algo que me gusta, que lo vivo y lo siento. Esto es muy importante, sentir y vivir lo que uno hace, sea cual sea el espacio donde se desarrolle.

Bueno, eres nuestro diplomático musical. Todo el Team de Chévere te ha elegido. ¿Qué te parece?
Muy contento de que me hayan tomado en cuenta y me tengan presente. Vayan todos mis respetos para el equipo de Chévere en esta nueva etapa. De igual manera agradezco que se me brinde esta oportunidad de poder colaborar directamente con ustedes en aspectos que crean conveniente. Será de mucha satisfacción para mí formar parte del Nuevo Chévere y poder llegar a nuestra comunidad latina en toda Suiza. Los años que llevas haciendo música como DJ te ubican en primera fila para poder observar el público que asiste a cada concierto, discoteca o evento musical en los que has estado.

Alegrando la noche helveta

Alegrando la noche helveta

¿Crees que se ha producido algún cambio generacional entre los asistentes?
Si, totalmente. Y no solamente un cambio generacional de asistencia de público, sino también en lo que se refiere a la música y los instrumentos con los que trabajamos, como te dije al comienzo. El público ahora es en su mayoría gente joven y desde luego que quieren y disfrutan de otros géneros musicales, sobre todo de los actuales. Y otra cosa, cada vez se ve menos público netamente latino, son ya más europeos, asiáticos, africanos y de otras regiones del mundo que viven aquí en Suiza y que escuchan y bailan los ritmos actuales como el Hip-Hop, RNB, Mash Up, House o Urban Latin. Las fiestas latinas actualmente, ya son más europeas que propiamente latinas.

¿Quiere decir esto que nuestras raíces latinas, musicalmente hablando, no la están trasmitiendo nuestras nuevas generaciones? ¿La Salsa, Cumbia, Merengue o Bachata dejarán de escucharse en los eventos latinos en Europa, por ejemplo?
Bueno, esto dependiendo de las fiestas latinas que se puedan realizar. Si son realizadas en discotecas, seguro que el público asistente no bailará una Salsa, un Son cubano ni un Merengue. Ahora, en los eventos organizados por asociaciones, clubes o entidades latinoamericanas, ahí sí seguro que el ambiente musical es otro, debido al público asistente que en su mayoría es gente adulta y quieren y disfrutan de los típicos géneros musicales latinos. En las discotecas es ya puramente comercial, los dueños y mánagers de estos centros exigen que la música sea de acorde con la gente que asiste regularmente a sus locales.

¿Está en los padres, en el entorno familiar donde se debe producir ese acercamiento hereditario con los hijos para que parte de nuestra cultura latina, como es la música, sea conocida y escuchada por ellos?
Yo creo que sí. De muchacho mi madre me hacía escuchar en casa un Merengue, una Bachata o una Salsa. Hoy en día los padres están escuchando su música en la sala o la cocina y los hijos están en sus habitaciones con los celulares y los audífonos pegados a los oídos escuchando también su propia música. Por lo tanto, sino la escuchan en su entorno familiar, imagínate si la van a escuchar o bailar en una discoteca u otro lugar público. En estos más de 20 años como DJ latino en Suiza y Europa, se guro que has cosechado más de una grata satisfacción.

¿Podrías nombrar alguna o algunas de ellas?
Seguro que sí, gracias a Dios he tenido muchas satisfacciones que me han aportado energía para seguir y mantenerme en el lugar donde estoy como DJ. Reconocimiento de gerentes de discotecas, de empresarios musicales y de muchos grandes cantantes y grupos latinoamericanos y caribeños que han pasado por Suiza. Pero las sensaciones más agradables las siento cuando viene un muchacho o muchacha de hoy en día y me dice que quiere hacerse una foto conmigo, y luego agrega “Sabes, Banana, mi padre (o madre) te conoce desde hace tiempo, ellos también han estado donde tú has hecho música”. Esto me es muy reconfortante y me hacen ver que ya llevo añitos en esto… (risas).

Para mantenerse siempre entre los primeros Djs latinos en Suiza por más de dos décadas debe significar mucho trabajo y algunos trasnochadas, ¿verdad?
Sí, desde luego. Debo trabajar y estar hasta altas horas de la madrugada buscando música en diferentes espacios y descargando los últimos temas y acoplarlos a mi propio estilo, cuidando mucho las letras de las canciones y su contenido.
La gente piensa que es muy fácil y cómodo este trabajo, pero mira tú que uno se tiene que pasar horas y horas y casi siempre de noche, ya que en el día uno está en su trabajo normal, por decirlo así. Otras de las cosas, es que yo me mantengo al tanto de la música en general latina, no sólo de la dominicana, que es la de mi país, sino también la de muchos otros países como Colombia, Puerto Rico, Cuba, Venezuela o México. Es un trabajo agotador muchas veces, pero me gusta lo que hago, lo siento y vivo cada tema que hago sonar.

¿Qué te parece el relanzamiento del periódico Chévere?
Me parece que es el momento perfecto para tenerlo nuevamente entre las manos. La falta que nos hace un medio latinoamericano escrito que la gente pueda leer, compenetrarse y seguir alimentando nuestra cultura latina aquí en Suiza.

COMPARTE EN:
Garabato Escuela de
Gente de Zona de vis
Rate This Article: